Saltar al contenido

Probeta: El instrumento para medir volúmenes con gran precisión

La probeta es básicamente un tubo de cristal alargado y graduado utilizado para mediciones de volúmenes. Su uso mayoritario es en el laboratorio, aunque puede ser de utilidad como recipiente para líquidos en el día a día.

El también llamado cilindro graduado tiene un seguido de marcas a lo largo del tubo transparente que permiten conocer en todo momento el volumen vertido. Estas marcas pueden ser diferentes según el tipo de probeta graduada que estés utilizando, pues las hay de distintos materiales, tamaños y formas.

probetas graduadas

Este instrumento para medir el volumen te va a resultar de gran ayuda para esos momentos en los que tengas que determinar cantidades prácticamente exactas de un líquido concreto.

La probeta volumétrica es usada con frecuencia en el análisis químico de laboratorio debido a su facilidad en el manejo y la sensibilidad de la graduación, adaptable a cada cilindro y experimento.

¿Qué es y para qué sirve una probeta graduada?

Una de las principales dudas que aparece en todo alumno la primera vez que ven este típico instrumento para medir volúmenes de laboratorio es saber que es y para que sirve la probeta y que significa que este graduada; pues bien, la respuesta es de lo más clara, las probetas graduadas son un cilindro transparente alargado de plástico o cristal.

Ésta tiene tres partes diferenciadas: la cabeza (abierta por la parte superior), el cuerpo (el tubo transparente alargado de plástico o cristal) y la base (situada en la parte inferior cerrada y con gran estabilidad), con las cuáles se puede medir un volumen de manera casi perfecta gracias a un seguido de marcas cada “x” distancia (en mililitros) que hacen que el tubo se encuentre graduado.

Su principal función es en el análisis químico en laboratorios e industrias, donde hay que conseguir disoluciones con una cierta composición. Para ello es de vital importancia saber como calibrar una probeta, limpiar el cilindro después de su uso o leer el volumen contenido con el fin de cometer el mínimo error humano en la medida. Es por eso que puede que alguno de estos artículos te interese.

Otro de sus utilidades, aunque menos frecuente es en el mundo de la cocina. Usada para establecer las cantidades exactas o como recipiente para líquidos en las distintas recetas que existen.

¿Quieres comprar una probeta graduada?

Tipos de probetas graduadas: Pros y contras

Existen diferentes clases de probetas de laboratorio, diferentes entre si según el material con las que han sido diseñadas, su forma, la precisión de la escala y el volumen máximo de líquido que el cilindro graduado pueda alojar en su interior.

Materiales de construcción de una probeta

Vamos a diferenciar los tipos de probeta según su material, en cilindros de plástico o de cristal. Cada uno de ellos se usa para un propósito determinado, por lo que será esencial conocerlo para realizar la compra adecuada.

Probeta de plástico o tubo transparente

El cilindro graduado alargado normalmente esta hecho de polipropileno debido a la gran resistencia para los compuestos químicos o de polimetilpenteno por ser transparente. La probeta sintética resulta siendo más ligera y mas dura que las de cristal.

Una técnica muy utilizada en los laboratorios y centros médicos es pasar esas probetas por una cámara de presión para esterilizar los compuestos o mejorar su barrera exterior, éste es el principal problema de los plásticos, que si el proceso se repite frecuentemente puede llegar a dañar el material y que afectar en su precisión.

Probeta de cristal o cilindros de vidrio

Por otro lado, los tubos transparentes de cristal tienen las bases más pulidas y sin picos, por lo que pueden ser cerradas de manera más sencilla. Son completamente transparentes y su lectura es más sencilla que en otro tipo de probetas. A diferencia de las probetas de plástico,  no tendrán ningún problema en temperaturas elevadas.

Su principal inconveniente, la fragilidad, el cristal es un material muy frágil, que si por algún motivo se cae en el suelo o algo impacta contra el puede romperse muy fácilmente, derramando todo el contenido en su interior.

Volumen máximo contenido en su interior

Hay muchos tamaños diferentes de cilindros graduados, dependiendo de la función que le quieras dar a la probeta en un determinado momento. Las medidas de las probetas de laboratorio van desde los 10 ml hasta los 2000 ml por lo que existen muchas posibilidades dentro de este rango.

  • Las más utilizadas son las probetas de 25 y 50 ml debido a su sencillez de uso y la facilidad de medir volúmenes pequeños (que es lo que se hace normalmente en un laboratorio). Estas probetas tienen la ventaja que son aptas para usos en los que se tratan grandes capacidades, ya que se pueden ir rellenando cada vez, conteniendo el líquido en un vaso de precipitados.
  • Otra de las probetas más usadas es la de 100 ml. Se trata de un volumen estándar, necesario en gran variedad de disoluciones, también es útil para medir cantidades más pequeñas por lo que probablemente sea el mejor cilindro graduado que comprarse.
Provetas graduadas de diferentes tamaños
Probetas graduadas de diferentes capacidades
  • Las probetas de laboratorio que albergan volúmenes más grandes no son muy comunes y se suelen utilizar en industrias, donde hay que comprobar que un producto tenga las especificaciones adecuadas, es por eso que son menos utilizadas en laboratorios aunque son perfectas para tratar grandes cantidades.

Precisión y sensibilidad de la probeta

La ASTM (American Society for Testing and Materials) argumenta que existen dos niveles de precisión en la escala de el recipiente, el nivel de la clase A y la clase B.

Probeta milimetrada del nivel clase A

El cilindro graduado de la clase A se caracteriza por cumplir con los requisitos de construcción y precisión adecuados. La probeta puede estar identificada con un numero de serie a opción del fabricante. La precisión en la medida de esta clase debe de ser el doble que en la clase B, por lo que el resultado es más exacto a la realidad.

Se caracterizan por tener un precio más elevado de sus hermanas, debido a una mejor construcción y diseño.

Probeta milimetrada del nivel clase B

El uso principal de las probetas de la clase B debe ser el mismo que el propósito de las de la clase A, con la diferencia que las tolerancias volumétricas de la clase B deberán mantenerse como máximo en el doble marcado por el rango especifico de la clase superior. El resultado obtenido para esta clase de probeta es de menor exactitud comparado con su hermana mayor.

Comprar una probeta de la clase B puede ser una buena opción si quieres un precio más barato.

Es muy importante que los cilindros graduados estén marcados con la clase que les corresponde.

Forma

Las probetas de laboratorio deben estar diseñadas en uno de los tres modelos posibles (borde moldeado con pico, cuello cónico estándar a tierra o borde moldeado con poco pico y refuerzo cerca de la parte superior).

En las imágenes de probetas a continuación, se puede ver de manera más clara la diferencia entre éstas.

¿Cómo elegir la probeta volumétrica adecuada?

Ya seas un estudiante o quieras comprar material adecuado para tu laboratorio, pero tienes dudas sobre cual es la mejor probeta que comprar, lee esta guía si quieres resolver todas tus dudas.

Para decidir de manera correcta cual es la mejor probeta para tu propósito debes de responderte las siguientes preguntas:

¿La necesitas por motivos profesionales?

Si tu respuesta es afirmativa pasa a contestar a la segunda pregunta; en caso contrario, tu mejor opción es comprar una probeta de plástico, ya que son más baratas y no necesitas que tu precisión sea excelente.

¿Sabes que compuestos químicos va a contener?

Hacerte esta pregunta es de vital importancia, ya que existen compuestos químicos como el ácido sulfúrico que provocan alteraciones en el cristal por lo que este puede llegar a deshacerse y tener que tirar esa probeta a la basura.

Es por eso que SI conoces los compuestos químicos que va a contener sólo tienes que buscar información sobre aquellos que son más corrosivos para saber si van a tener algún problema con el recipiente de cristal. Por otro lado, si NO sabes que compuestos va a contener tu mejor opción es comprar las probetas sintéticas hechas con plástico, ya que estos tienen una alta resistencia a productos químicos.

¿Trabajas con temperaturas elevadas?

Vamos a tratar otra de las preguntas más importantes para tomar tu decisión. La respuesta es muy sencilla, si trabajas con temperaturas elevadas de manera continua (alrededor de los 150 ºC) debes comprarte la proveta de cristal, en caso contrario, las probetas de plástico no van a suponer ningún problema físico.

Debes tener en cuenta que el plástico tiene un punto de fusión más bajo que el cristal, por lo para temperaturas elevadas va a resultar en una clara diferencia entre estos tipos de probetas.

¿Tratas volúmenes de líquido muy elevados?

Si la función principal de la probeta va a ser para tratar volúmenes de líquido grandes, te recomendaríamos comprar un cilindro graduado en el que quepa el volumen que quieras medir. En caso contrario, o si el volumen a medir va a ser variable, te aconsejamos comprar una probeta de un tamaño estándar, 50 o 100 ml.

Si tienes que hacer experimentos con volúmenes más grandes y no los puedes medir directamente en una probeta, puedes usar un vaso de precipitados como recipiente donde almacenar el contenido, aunque esto va a llevar a un posibilidad doble de error en la medida.

¿No sabes como comprar una probeta online?

Si es la primera vez que compras una probeta por internet, te aconsejamos comprar las probetas de plástico de un tamaño de 100 ml (por sus medidas normalizadas y su bajo precio), si tu compra es satisfactoria ya puedes empezar a valorar más opciones, como las planteadas en los apartados superiores.

¿Quieres más calidad a un mayor precio?

Si tu respuesta es negativa, deberías optar por la clase plástica de nivel de precisión B, en caso contrario puedes plantearte buscar mejores resultados con el cristal.

Existen cilindros graduados en todos los rango de precio según las diferentes variables que se han analizado, por lo que tu presupuesto no supondrá ningún problema en cuanto a la elección de éstas, siempre debes analizar aquellas con una relación calidad-precio más equilibrada.

Hazte con las mejores ofertas de probetas al mejor precio

Sabemos lo importante que es no hacer un uso inadecuado de un instrumento de laboratorio tan importante como este, por lo que hemos hecho un enorme esfuerzo para proporcionarte la mejor información sobre el cilindro graduado.

Además, las mejores ofertas y modelos te esperan al mejor precio, por lo que no desaproveches una oportunidad como esta y ¡compra la probeta graduada adecuada para ti!

Otros artículos que pueden interesarte